martes, 19 de mayo de 2009

A corazón abierto (II)

- Te he echado de menos.
- ¿Y qué quieres que te conteste?, ¿Que yo también?
- No lo sé…
- ¿Qué vas a saber?, sólo conoces tu dolor, y ese dolor te dice que yo no estoy para curarte, para escucharte y mimarte, para darte consuelo en la pena…no oyes nada más que tu propio ego, y es tan grande que no das a mirar más allá de tu ombligo.
- No seas tan dura…he venido para pedir perdón…-su perro nos miraba como en un partido de tenis.
- ¿Y de qué me sirve ahora tu perdón?...después de las lágrimas, de las noches a solas, de esperar y no obtener, de amar, incluso, sin esperar, y no ver más que tu abandono…y ahora que empiezo a ver luz, cuando comienzo a olvidarte y seguir mi camino, apareces en mi portal… ¡diciendo que me extrañas!, ¿qué pasa con lo que yo he decidido?...
- ¿Qué has decidido?
- Seguir…simplemente.
- ¿Y yo no estoy en ese camino?
- No cabes…eres demasiado grande, y mi corazón ha encogido de tanto amarte.
- No me lo creo- callé. Yo tampoco me lo creía. El perro apoyó su pata en mi pierna, como pidiendo perdón también. Y caí. A corazón abierto.

Mis párpados se cerraron y dejaron las lágrimas resbalar. Cayeron.
Mi cabeza unió su barbilla con mi pecho, y mis hombros se encogieron hacia el interior de mi corazón.
Mi cintura se dobló por la mitad y mis rodillas no pudieron aguantar el peso…cayeron, y besaron el suelo.
Y lo único que se levantó fue mi mano para acariciar a aquel perro que había desarmado toda mi artillería cargada de rencor.

Él se arrodilló a mi lado, me miró y nos besamos.
El perro pirueteaba alrededor y no paraba de ladrar.

10 comentarios:

Tom dijo...

Puto perro... no te fies que seguro que lo tenía amaestradoooo... pero claro, yo soy muy mal pensado...

Virginia dijo...

Solo espero, por tu salud mental y por la mía, que esto no sea autobiográfico o predictivo, jajaja...aunque si lo es, avísame que vuelvo a abrir el gabinete (diván incluído).

Besosss

Isabel de León dijo...

Tom!!!jajaja!!probablemente este amaestrado!!!y yo soy 1 vendida!!jajaja.
Gracias x hacer me reir!!y x tus comentarios!

Amiga!!yo poder d adivinacion no tengo!!jajaja, si no, no m pasarian tristezas y demas inconvenientes...jajaja
El perro existe en mi imaginacion!

besitos a los 2.

sisifo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
sisifo dijo...

y yo me pregunto...me podrías dejar a ese perro un día??es por ir a pedir un aumento de sueldo...si contigo ha funcionado no veo por qué no con mi jefa...

Isabel de León dijo...

Jaajaja!!bueno...convence mucho la verdad!!tu avisa...q si se puede y tu jefa se niega podemos pedir q muerda incluso...y la culpa?del perro!!jajajaja

Si tu supieras dijo...

Hace un año tuve yo una conversación parecida,pero sin beso y sin perro,jajaajaj....la gata dormía plácidamente en el sillón dándome en silencio su apoyo incondicional (en realidad estaba pasando de mí,como buena gata q es,pero queda más poético lo primero,jeejjejej)...y he de reconocer q mi vida ha dado un giro radical desde entonces....(la gata sigue en su línea,por supuesto!!!)...

Besos de casi viernes,(pásalo bien en el cumple!!!)

Isabel de León dijo...

Jajaja!!!supongo q muxas historias se repiten en 1 punto...y otras pues...no?jajaja.

Todo lo q necesitamos en AMORRRR(Beatles)...y yo quiero, quiero!!jajaja

Gracias omita!!sabado d cumple siiiiii!!!

Rogger dijo...

UN RELATO TIERNO, BAÑADO DE DETALLES, DE HECHOS CASI MÁGICOS.

HOLA, ISABEL. ME AGRADÓ LEER TU TEXTO. PERO QUÉ AMAESTRADO EL PERRO.

SI UN PERRO RECIBE ESE CARIÑO. QUIERO SERLO.
:)
BUEN FINDE, ISABEL!!!

Isabel de León dijo...

Jajaja...la magia tiene q existir y si no pues la invento!!jeje
el perro...es un artista!

Gracias x tu comentario y pasa cuando quieras.

Saluditos.