martes, 11 de noviembre de 2008

Lienzo en blanco

Mira el lienzo escondido tras la tela que lo cubre…sus ojos lo escrutan buscando eso que sólo ella es capaz de vislumbrar…lo que realmente está dentro de la obra…más allá de forma, color o fondo…
La obra está viva…
De frente a él lo descarga del peso que lo oculta…para que pueda respirar y así engañarlo…no eres libre…piensa…eres mío y sigues atrapado en tu finitud….esto, sólo es una libertad breve para tus intenciones…para que cobren sentido sobre la nada…para que el espacio se convierta en forma gracias a la mirada y se produzca la magia…
De inmediato regresa a su frustración, que se transforma en rabia contenida por el lienzo que la atormenta…lo cubre de nuevo…regresa al estado del autocontrol…regresa a la tranquilidad de la invisibilidad incierta…quiere sentir su superioridad sobre él…sin mí no eres…sin mí…te mueres…sin haber sido más que parte de mi pensamiento….me necesitas…
Te necesito…
¡Sal de tu escondite maldita!...corre por mi brazo y haz que mi mano te de vida…sal de mi imaginario…de mi sueño embelesado y formemos un solo ser…no me dejes aquí sola…no me dejes en blanco…
Con el pincel en la mano se enfrenta al vacío de nuevo desnudo…a la frustración de las ideas inexistentes…al rencor de su ineficacia…a la pesadumbre de la victoria del lienzo que la observa…sin mirada pero expectante…sin valor pero anhelante…
Y cae en la locura…la demencia se apodera de ella…no soy…no seré…has vencido…y mientras sus lágrimas caen, ríe a carcajadas…la enajenación la lleva a desangrar sus venas y tira el lienzo con rabia…y la sangre corre…y ella muere…y el lienzo… ¡gana!…porque mientras el sueño eterno se apodera de ella…la tela absorbe su vida descarnada…y se cubre de rojo…pasión…

1 comentario:

OMA dijo...

Me gusta,me gusta....nos vemos blogeando ;-)